Para la Conmebol, el partido Argentina – Brasil “se tiene que definir en la cancha”

Es una incógnita qué ocurrirá con el partido suspendido a los cinco minutos de juego entre Brasil Argentina por las Eliminatorias Sudamericanas rumbo al Mundial de Qatar 2022. Con la Comisión Disciplinaria de la FIFAanalizando los hechos y aguardando para determinar los pasos a seguir, en esa ocasión fue Alejandro Domínguez, presidente de la Conmebol, el que se manifestó sobre lo sucedido.

El clásico fue suspendido un mes atrás por el ingreso al campo de autoridades sanitarias de Brasil que buscaban deportar a cuatro futbolistas de la Albiceleste, Emiliano Martínez, Emiliano Buendía, Cuti Romero y Giovanni Lo Celso, acusados de no cumplir con las normas vigentes por la pandemia de COVID-19. Luego de lo ocurrido, la FIFA se se lamentó por el episodio que dio la vuelta al mundo y anunció la apertura de un procedimiento disciplinario a las dos federaciones, por lo que solicitó información para tomar una decisión.

“En Conmebol, cuando ocurren estos casos, nuestra política es que los partidos se tienen que definir en la cancha”, señaló Domínguez en el programa Somos Versus de una radio de Paraguay. “Lo que va a ocurrir depende de la Comisión Disciplinaria de FIFA, no tenemos injerencia, no es nuestro radio de acción, ni tampoco nuestra responsabilidad”, añadió. Además, Domínguez indicó que la Eliminatoria es organizada por la FIFA y no por la entidad que él preside: “Lo que se está haciendo es una competencia para el Mundial de FIFA”.

Mientras tanto, se aguarda por la decisión de la Casa Madre del fútbol Mundial que deberá anunciar pronto si le otorga los tres puntos a la Argentina, como esperan desde la AFA, o si se completarán los 85 minutos pendientes, aunque debido al apremiante calendario esto suena complejo.Alejandro Domínguez aclaró que la Conmebol no tiene injerencia en la decisión de la FIFA (Reuters)Alejandro Domínguez aclaró que la Conmebol no tiene injerencia en la decisión de la FIFA (Reuters)

Vale recordar que el duelo se suspendió debido a que miembros de la agencia brasileña Anvisa irrumpieron en el estadio para ordenar la deportación de cuatro futbolistas argentinosEl organismo sostiene que esos jugadores, que provenían de Inglaterra, habían mentido en sus declaraciones juradas y que debían cumplir una cuarentena estricta. Además, su presidente, Antonio Barra Torres, declaró públicamente que el día anterior al encuentro, en una reunión de la que participaron representantes de a Conmebol, la Confederación Brasileña (CBF), la delegación argentina, el Ministerio de Salud, la Secretaría de Salud del Estado de San Pablo y Anvisa, se les dejó en claro que esos futbolistas no podían abandonar el hotel hasta no contar con el permiso.

Por su parte, desde la AFA tienen en claro que la Conmebol los había autorizado a disputar el encuentro y que por un protocolo acordado entre los países ningún futbolista de ningún seleccionado sudamericano debía cumplir con una cuarentena al ingresar a otra nación ya que para eso se aprobaron los corredores sanitarios que cumplen las delegaciones.

Pese a contar con un partido menos que los demás participantes, Brasil lidera la clasificación con 28 puntos y el combinado conducido por Lionel Scaloni sigue como escolta con 22 unidades. Ecuador y Uruguay se ubican tercero y cuarto con 16 puntos. El jueves, en la última jornada de la triple fecha FIFA de septiembre, el puntero recibirá a Uruguay en Manaos, mientras que la Albiceleste será local de Perú.