Cruce por la eliminación de la reina de la Vendimia en Guaymallén

«Señor intendente, las reinas de la Vendimia no son una cosa”. De esta manera, la periodista y candidata a senadora provincial, Laura Carbonari, respondió al intendente de Guaymallén, Marcelino Iglesias, por su polémica decisión de eliminar la elección de la reina de la Vendimia en el departamento.

La candidata a senadora provincial por la Lista 8 del Partido Federal, criticó con dureza al intendente de Guaymallén, Marcelino Iglesias. Dirigiéndose a él, Carbonari sentenció: “Señor intendente, las reinas no son una cosa, son mujeres dignas que desde 1936 vienen dando testimonio de esa dignidad representando al pueblo y la cultura de Mendoza”.

En declaraciones a Radio Nihuil, Iglesias ratificó este mediodía su determinación sobre las soberanas vendimiales: “Elegir reinas cosifica a la mujer, es algo antiguo y pasado de moda, por eso institucionalmente, nosotros no vamos a elegir ni presentar reina…, es un debate terminado. Es un camino que se va a imponer con el tiempo pero como siempre a los pioneros se los cascotea”.

Sí, aclaró Iglesias, que se realizarán las fiestas departamentales y que se elegirán representantes vendimiales, hombres, mujeres y niños: «Gente que sea proactiva en beneficio del departamento»

La locutora y periodista que condujo más 15 fiestas nacionales de la Vendimia defendió a las reinas: “Es muy lamentable que el intendente de Guaymallén desprecie el rol de la mujer mendocina en este fiesta que es del pueblo y elimine sin más su protagonismo”.

La candidata destacó, contra el argumento de la cosificación, que “la mujer mendocina es el símbolo y la marca de la Fiesta de la Vendimia. Es nuestra embajadora. No podemos dejar que nos quiten ese rol”.

“Hace 85 años, Mendoza decidió que fuera la mujer, a través de la Reina de la Vendimia, la imagen de su principal industria, la del vino. Era el año 1936 y las mujeres ni siquiera votaban. ¿Dónde está la cosificación? Al contrario, es una puesta en valor de vanguardia que sigue vigente al día de hoy”, replicó.

«Las reinas son la figura central de la fiesta, una fiesta que da empleo e ingresos a los mendocinos; al empresario, al comerciante, al cuentapropista, a la cultura, y genera $1.000 millones sólo en turismo, sin contar el resto. Desplazarla es atentar también contra la prosperidad económica que siempre brinda este querido festejo con sus candidatas”, concluyó.