Mendoza espera la designación del técnico auditor en el reclamo a YPF por regalías mal liquidadas

El Gobierno de Mendoza ve como un guiño de la Organización Federal de Estados Productores de Hidrocarburos (Ofephi) su decisión de nombrar un técnico imparcial que estudiará el reclamo de la Provincia a YPF por regalías mal liquidadas.

Si bien hay algunos nombres en carpeta, aún no está definido quién será el experto que tenga como tarea estudiar la controversia elevada por la que Mendoza insiste en cuestionar que el precio del crudo establecido por YPF es mucho más bajo de lo que debería ser. El especialista podría estar definido para comenzar su trabajo entre mayo y junio.

Partiendo de los cálculos hechos en el seno del ministerio de Economía, la Provincia considera que en último año se dejaron de percibir unos 58 millones de dólares, mientras que en los últimos tres la cifra ascendería a 150 millones de dólares.

Hoy, YPF está pagando 50 dólares el barril en Mendoza y parte de ese precio para el pago de regalías. Ese número declarado por la petrolera de bandera está, según el Gobierno, por debajo de lo que verdaderamente vale.

La posición dominante de YPF en Mendoza

El director de Hidrocarburos de la Provincia, Estanislao Schilardi, explicó a Diario UNO que la situación de Mendoza para con YPF es compleja e incluso es desfavorable respecto de otras provincias debido a que éstas tienen otras alternativas para acceder al crudo, y por tanto otro poder a la hora de negociar.

YPF tiene una posición dominante en la Provincia y maneja la refinería de Luján de Cuyo, por lo que, al tener ese lugar en el mercado, fija el precio de compra de su propia producción y la de terceros.

De hecho, productores mendocinos que buscaron otras alternativas por fuera de YPF y que exportarán petróleo a pesar de las dificultades propias de la distancia entre la Provincia y el puerto, recibirán mejores condiciones de la petrolera que se comprometió a subirles entre 3 y 4 puntos el precio, señaló Schilardi.

En otro ejemplo de la posición de Mendoza, así como aquí YPF paga 50 dólares por barril, el promedio del «barril criollo» en Argentina está en 57 dólares. Aunque ese valor, de todas maneras está apenas por encima de la mitad del precio internacional que hoy está en unos 100 dólares.

El llamado

El llamado «barril criollo» en Argentina está en 57 dólares promedio.

La excusa de la refinería para mantenerse en esos valores es que está planchado el precio del combustible en el país.

La expectativa en otras provincias

El reclamo iniciado por Mendoza fue visto con buenos ojos por las otras provincias petroleras que, si bien tienen más alternativas, también sienten el impacto de la brecha entre el precio del barril criollo y el internacional.

Así, en estos meses, Neuquén, Santa Cruz, Tierra del Fuego, Chubut, Río Negro, La Pampa, Salta, Jujuy y Formosa también reunirán información para presentar en la Ofephi si así lo consideraran.

El quiebre se dio en octubre de 2017, cuando Mauricio Macri liberó el precio del crudo

Hasta 2017, le precio estaba regulado por el Estado, por decisión del Gobierno de Cristina Kirchner. Cuando asumió Mauricio Macri comenzó un proceso de liberación del mismo hasta concluirlo en octubre de 2017, cuando el precio fue liberado al mercado internacional.

Desde entonces, los precios de referencia en Mendoza comenzaron a bajar y la fórmula del crudo que YPF produce y se autocompra se hizo difícil del controlar para los gobiernos provinciales.

Respecto a aquel cambio que introdujo el expresidente, el director de Hidrocarburos de la Provincia considera que, si bien la regulación del mercado no es la situación ideal, en Argentina el mercado petrolero estaba «acostumbrado» a ello.