Para Natacha Eisenchlas el paro de docentes al que convocó el SUTE «es más político, que salarial»

Natacha Eisenchlas, la presidenta provisional del Senado, se convirtió en la voz del Gobierno a horas de que se concrete un paro docente por 48 horas convocado por el SUTE para este martes y miércoles, en reclamo de una mejora de sueldos. Sin rodeos, la senadora radical remarcó que el paro «es más político que salarial porque se da antes de que el Gobierno lleve a las paritarias una oferta de aumento de salarios».

Anticipándose al escenario de huelga que pueda darse en los próximos días, Eisenchals se encargó de cuestionar que el gremio docente avance con un paro en medio de las negociaciones paritarias en las que se están discutiendo posibles mejoras salariales.

En su perfil de Twitter la senadora remarcó que «es difícil entender por qué dificultan el regreso de los chicos a las escuelas antes de escuchar la nueva propuesta», en referencia a la oferta que está obligado a presentar el Gobierno el próximo jueves, luego de que el SUTE rechazara la primer propuesta de un aumento del 12% para agosto, que incluía una suba del 7% a los 5% previstos para el próximo mes. Todo eso tomando como referencia el básico vigente al 31 de diciembre del 2021.

En esa primera reunión paritaria que se dio el 21 de junio pasado, en el esquema de adelantamiento de las paritarias que inició la Subsecretaría de Gestión Pública, ambas partes acordaron un cuarto intermedio en las negociaciones que se retomarán este jueves 28 a las 9, con una nueva oferta de aumento que deberán llevar los representantes del Gobierno.

Carina Sedano y los representantes del SUTE en la reunión paritaria que se dio el 21 de junio pasado, en la que el gremio rechazó la oferta oficial y se pasó a un cuarto intermedio.

Carina Sedano y los representantes del SUTE en la reunión paritaria que se dio el 21 de junio pasado, en la que el gremio rechazó la oferta oficial y se pasó a un cuarto intermedio.

Si bien el porcentaje de ese incremento está guardado bajo siete llaves y nadie se atreve a adelantar un posible monto, claramente debe ser superador de aquel 7% de la oferta inicial.

«Si aún no conocen la nueva oferta de aumento del Gobierno no se entiende que hagan este paro. Ellos saben perfectamente que el Gobierno está obligado a presentar una oferta superadora, por eso digo que este paro es más político que salarial, si uno lo analiza desde lo político se ve que el sindicato toma la medida como para mostrarle a los afiliados que está haciendo algo, pero si la oferta salarial sube no es por este paro, es porque es lo que debe hacer el Gobierno«, analizó Eisenchals.

Cómo era la oferta inicial y cómo pretendía Suarez elevar los mínimos de los docentes

En marzo el Gobierno acordó con los gremios estatales reabrir las paritarias recién en septiembre. En aquel momento, ambas partes habían pactado un incremento salarial del 40% sobre el básico de diciembre pasado. Sin embargo, la aguda crisis económica y la galopante inflación los llevó a decidir otorgar 5% en julio, a cuenta del aumento salarial.

Ya sentados en la negociación paritaria, el jueves pasado ofreció pagar un 12% en agosto, otro 5% en septiembre, y ese mismo porcentaje en octubre y noviembre, sin que los aumentos fuesen acumulables, es decir siempre tomando como base del cálculo el salario básico de diciembre del 2021.

Así planteado, en el 2022 los docentes habrían recibido de aumentos del 52% prorrateado de la siguiente manera: 12% con los haberes de marzo, 4% con los de abril, otro 4% en junio, un 5% en julio, un 12% con los sueldos de agosto, otro 5% en septiembre, 5% en octubre y un 5% en noviembre; más una suma fija remunerativa de $7.200 desde marzo a diciembre.

En los cálculos iniciales del Gobierno estaba llegar a los siguientes mínimos: $63.000 para los meses de julio y agosto, de $67.200 para los meses de septiembre, octubre y noviembre y $75.250 para el mes de diciembre.

Ahora se deberá esperar hasta el jueves para conocer la nueva propuesta oficial de incremento salarial.